Español

Tisha

Un gato que atacó al dueña y que acababa de mudarse de la bulliciosa capital Ciudad de México, a la Costa Blanca, un lugar muy tranquilo en España.

Hola, soy Naroa, solo tengo palabras de agradecimiento, mi experiencia de hipnosis con Maja fue increíble. Me llenó de paz y alegría, ella tiene un método muy lindo para llevarte a la hipnosis, siempre te sientes seguro y protegido, te guía por lugares hermosos llenos de luz y armonía.

Cuando Maja se conecta con Tisha, mi gatita, nos sentimos bien y seguros, hablando muy a gusto. Le preguntó a Tisha todas las preguntas que quería saber sobre ciertos comportamientos de mi gato.

Fue una experiencia muy grata, ya que ahora sé muchas cosas para mejorar mi trato con mi gatita, y hacerla sentir más cómoda, más feliz, más tranquila y confiada conmigo.

Después de la hipnosis, he notado que Tisha está más tranquila, ya no es tan agresiva conmigo, es más cariñosa y siento que está más cómoda y feliz conmigo y con su nuevo hogar.

Ahora me siento más conectado con ella, siento que puedo entenderla mejor y ofrecerle una mejor calidad de vida, lo que me hace sentir muy feliz.

Realmente recomiendo este tipo de terapias, utilizando la hipnosis de Maja, para conocer y tratar mejor a nuestras mascotas, ofreciéndoles una mayor comprensión, que les hagamos sentir lo mucho que las queremos.

Y sobre todo, si tenemos una mascota en un estado de ansiedad, nerviosismo o agresividad, la terapia de hipnosis que hace Maja, es ideal, para que nuestra mascota se sienta más tranquila, modificando sus comportamientos, y podamos experimentar una armonía amorosa con nuestros animales. y mascotas.

Solo tengo palabras de profundo agradecimiento para Maja … ha sido una experiencia muy enriquecedora para los dos.

Mira el video aquí: https://quantumanimalhypnosis.com/videos-espanol/

Leer la transcripción de la sesión en inglés aquí https://quantumanimalhypnosis.com/tisha/
 

Missy

Un caballo de salto que no quiso ser tocado del lado derecho, peinando la crin provocó el mayor estrés en el animal.

Hoy en día, al caballo le gusta acicalarse.

Y así la dueña.

La Sra. Brexel me había dicho que realiza hipnosis con animales. Yo personalmente tuve buenas experiencias con la hipnosis, pero nunca antes había escuchado que algo como esto también existe con los animales.

Mi animal era una yegua encantadora, pero muy perra. Yo mismo tengo un semental con una escuela de equitación.

El mayor problema de la yegua era que apenas se podía tocar su lado derecho. Ella siempre lo asoció con un estrés extremo, hizo una mueca, eludió constantemente … siempre fue algo.
Este problema ya era prominente cuando vino a verme.
Fue una lucha constante limpiarla y peinarse la melena fue puro horror para ella. Y lo malo era que sabía que siempre era particularmente estresante para ella.
Y para mí siempre significó estrés.
Además, tuve el problema de que algunos de los estudiantes no querían limpiar la yegua y prepararla para el establo después de la lección de equitación. Especialmente las chicas jóvenes.
Entonces siempre dependía de mí.
Fue un problema que afectó a muchas áreas en el funcionamiento de una escuela de equitación.

Con la perspectiva de poder cambiarlo todo, estaba muy agradecido de conocer a la Sra. Brexel.

Durante la primera hipnosis, mi yegua compartió por qué tenía el problema. Fue un trauma experimentado.
La Sra. Brexel curó el trauma y mi yegua le dijo cómo puedo ayudarla ahora.
Dado que la hipnosis es un proceso, aprendí que tenía que acostumbrarse a una nueva vida sin estos temores profundamente arraigados. Porque ni siquiera sabe lo que es que la toquen o peinen sin miedo.
Cuando le pregunté qué puedo hacer por usted, obtuve la respuesta:
! Seré paciente y comprensivo. Y solo para seguir hablando con ella como siempre lo hago. ¡Le gusta cuando le hablo de mi día mientras me ‘arreglaba’! GUAU.
Ese fue un momento que realmente me conmovió.

Con mucha más comprensión y amor hice todo lo que ella me había dicho en los próximos días y día a día fue mejorando cada vez más.

Todo se consolidó aún más durante la segunda sesión de hipnosis y hoy todos pueden tocar, peinar, limpiar y prepararla para el establo sin estrés.
Y con eso, todos los otros pequeños problemas también desaparecieron. Porque mi yegua ahora está tan tranquila y relajada que mis alumnos de equitación ahora cuidan al animal con entusiasmo. Mi yegua claramente está disfrutando de esto y he ganado algo más que paz y tiempo.
Gracias Sra. Brexel por hacer un cambio tan maravilloso.

T. Parusel, Rancho La Ofra, España

Mi experiencia fue muy gratificante, durante todo el proceso de hipnosis me sentí muy a gusto y en paz, la direccion de las visualizaciones son hermosas y te llenan de alegría, seguridad y confort interno…
Durante todo el proceso sientes una energía de amor y luz inmensa, logrando una relajación muy profunda… dejándote llevar por la voz de Maja con confianza.
Penetras en la hipnosis sutilmente y relajadamente…pudiendo entrar en el campo energetico de tu animalito, para poder escucharlo con claridad y cubrir de una manera mas amorosa y consiente sus necesidades…
 
Amorosamente Maja va entrando en tu subconsciente, dedicándote todo el tiempo que necesitas, logrando una conceccion muy fuerte con tu mascota.
 
Yo senti a mi gatita… o ella estaba dentro de mi escuchándola claramente, o yo estaba dentro de ella sintiendola y entendiéndola…una experiencia única y especial, ya que te vuelves uno con tu mascota, la sientes y se comunica atreves de tus palabras…durante toda la sección  sentí un amor y una alegría incondicional muy profunda con la vida. Me sentí parte integral de la vida misma….. el concepto de separación y dualidad desapareció por completo.
 
Cuando ya fui consciente de mi, y regrese a mi aquí y a mi ahora… me sentía llena de dicha y gozo interno enorme, con mucha paz y armonía interna.
 
Solo me queda agradecer con mi corazón en la mano a Maja por esta experiencia tan única y hermosa…
 
Gracias,
N. Huerta, Altea, Spain
 

Vine a la Sra. Brexel por uno de mis perros, un terrier del refugio de animales. Vino a mí porque no podía ser tocado por otras personas y estaba muy asustado y sospechaba de los demás. En total todavía tengo 4 perros y todos vivían en la calle. El terrier fue el último en unirse. Si los otros perros querían venir hacia mí, se volvía agresivo con ellos y me protegía y defendía. Durante la hipnosis se habló de por qué lo estaba haciendo y ahora ha dejado de hacerlo por completo. Esta hipnosis animal es una gran cosa. Te sientes muy conectado con tu animal. Fue una gran experiencia para mí estar tan conectado con mis animales y pude ayudarlos mucho.

Gracias Sra. Brexel. Sigrun P. Alemania

Tengo una chica gata gris súper linda, que estaba realmente jodida cuando vino a verme. Ella era muy difícil de tocar y solo por mí. Ella se escondía constantemente en los rincones más lejanos y oscuros. Me sentí muy mal por ella.
Cuando mi esposo quiso tocarla, se arrastró más y más profundamente y sus ojos brillaban de pánico.
Salió a comer y luego pude acercarme lentamente y tocarla brevemente. En mis intentos de tomarla en mis brazos, ella mostró un gran miedo y maulló lastimeramente y rascó mi antebrazo mientras la bajaba y se fue rápidamente.
Pensé que desaparecería después de ese tiempo. Pero no, no fue así.
Cuando mi esposo salía de la casa, a veces ella salía y estaba a mi alrededor en la distancia, pero tan pronto como él o cualquier otra persona entraba a la casa, ella se iba de nuevo. En general estaba terriblemente asustada, siempre nerviosa y nunca parecía poder relajarse, como si tuviera que estar constantemente en busca de algo o alguien.
Realmente no era una vida para un gato y tampoco una convivencia armoniosa.
La Sra. Brexel vino como recomendación y me comuniqué con ella para que me ayudara. Como vivo en Tailandia, hice las sesiones de sanación con un sustituto que la Sra. Brexel puso a disposición.
Durante las sesiones de curación descubrí lo que le había sucedido a mi chica gata, me enteré de sus miedos resultantes y pude entender perfectamente su pánico.
¡Que alguien la recogió y la dejó caer cuando era bebé!
¡Que estuvo antes con un hombre por muy poco tiempo y él la pateó y eso dolió!

Lo asombroso fue que el gato solo tenía unos 6 meses cuando se me ocurrió.

¡Estoy muy agradecida de que la Sra. Brexel haya ayudado a mi amada y debería verla hoy! ¡Es una gran abrazadora y duerme en la cama todas las noches!
Así es como debería ser.

Elithabeth Hamsworth,
Chiang Mai, Tailandia

Copyright 2018